16.10.14

Subiendo la escala, a dar patadas

Con tanto Flames, entre partidas y pintura, una pequeña parte me pedía cambiar un poco el chip. Buscar alguna otra cosa. Hace tiempo probé el Operation Squad, que no llegó a cuajar en Madrid. Luego vino el X-Wing, que me cuajó menos todavía. Y hace poco, y sobre todo por la insistencia de Cluso, le di una oportunidad al Blood Bowl, el juego de rugby/fútbol americano ambientado en el mundo fantástico de Warhammer.


¡Y la verdad es que me ha enganchado! Un juego en el que antes de empezar un fan puede matar (sí, MATAR) a un jugador, o que el público enfurecido baje a apalizar a los equipos, que se pueda sobornar al árbitro para que haga la vista gorda o pisotear a lo Bilardo a un rival... debe ser un gran juego.



Por ahora me he agenciado unos enanos, una gente bastante dura, difícil de tumbar y de herir, lo que ayuda a que tenga superioridad en el campo, pero a cambio son gente bastante lentorra, cuyo juego se basa en destruir para luego obtener superioridad. ¡O al menos así lo entiendo por ahora!

De todas formas estoy aún muy verde, como mis muñecajos. También es la primera vez que pinto en 28mm y tengo que ver cómo mejorar mi técnica para esa escala. Pero mientras tanto, aquí van unas fotillos de mis primeras pachangas, una goleada que me metió Alvarito con sus malvados orcos y un empate a uno que saqué ayer contra Cluso. ¡Piano piano, pero patadas dando! 

WIP: Primeros pasos en 28mm, tratando de hacer unas armaduras basadas en el estilo Adidas

WIP: El Juggernaut / apisonadora... ¡mi 'ojito' derecho!

Primeros turnos de mi primera partida... ¡y ahí van unos cuantos orcos al suelo!

¡Corre pequeño, corre!

Esto NO es un montaje... es el último turno de los orcos y no tenían nada mejor que querer apalizar a mis enanitos

Primeros pasos de mi campo de Blood Bowl

¡¡Ogro al hospital!!

¡Ahi ho, ahi ho, os vamos a apalizar!