25.9.13

Corriendo hacia el Mosa

La última lista de la IV Liga de Quimera que me queda por comentar es, quizás, la más arriesgada de las que he hecho. Una lista de ganar o perder rápido. Cuando digo rápido, es ganar en el tercer o cuarto turno. Lo que, como todos los que juegan a esto saben, no es que sea especialmente sencillo. Se trata de la lista de moda alemana, los Panzer to the Meuse.

Este paseo se dieron los muchachos de las Panzerkompanies hacia el Mosa


Por mucho que quieras, el Panzer IV J no la tiene más grande
A la hora de hacer esta lista uno tiene que plantearse una premisa. ¿Quieres atacar siempre? Y a uno, que le gusta más atacar que a un tonto una mosca, pues va de cabeza. Resuelta la primera duda, va la siguiente. ¿Tanques o panzergranaderos? Y vuelve la cabra al monte: chapa, chapa y más chapa. Y para acabar... ¿Panthers o Panzers? Pues teniendo en cuenta que seguramente vas a tener que asaltar, y que no te va a quedar otra que jugartela, mejor será -creo- el Schürzen y el asaltar con 10 tanques que un lateral de 5 sin nada más y sin apenas hacer nada con ¿5 Panthers? 

El problema viene cuando aparezcan cosas gordas. Toda vez que mi mejor At es de 11, algo digamos "modesto" a estas alturas de la guerra, tenía que reforzar otras opciones. Por eso, y por la combinación de fijar un objetivo y el bombardeo de humo, decidí que lo mejor era apoyar mis tanques e infantería con una buena batería de 4 piezas de 10.5cm con un Panzer IV observador (ningún apoyo sobra en esta lista, y esta unidad por 15 puntos es un chollo). 

El Me-262 en las Ardenas
Con casi todo el pescado vendido, y con la necesidad obvia de plantar un pelotón de reconocimiento tanto para alejar emboscadas como para ayudarme con el tema del Gone to Ground enemigo, sólo quedaba ver cómo rematar la lista. Para el recon dudé entre Sdkfz y Pumas. Por ahora apuesto por los segundos, pero si no rinden habrá que tantear los primeros. Como segunda plantilla, aunque no puedo esperar que me gane las partidas, el Me-262 ininterceptable. No lo meto tanto por la regla sino por la mini, que sencillamente me tiene enamorao.

Y como último complemento y sexto pelotón, como primera opción pensé en duplicar el recon, pero lo vi redundante. Así que, y ante la posibilidad de que el Me-262 se viera superado por un apoyo aéreo aliado masivo, aposté por un par de buenos antiaéreos Wirberlind. Y que si se da el caso de que el otro no lleva aviones, bueno fuego tenso proporcionará a una lista algo escasa.

Así que la idea es sencilla. En el movimiento previo, lanzar todo lo lanzable contra un objetivo. Primer y segundo turno, ya con el recon, ablandar posiciones. Y tercer y cuarto turno, antes de que lleguen reservas, asaltar y cruzar dedos. No queda otra. En la realidad estas divisiones tuvieron una misión similar. Aquí no hay más tu tía. ¿Resarcirán a sus semejantes y lograrán echar a los aliados de los objetivo? ¡Eso espero!